+
Últimas recetas

Polenta cremosa

Polenta cremosa

¡Polenta cremosa! Esta polenta ligera y esponjosa es perfecta para servir con costillas, pollo, cerdo, cordero o ternera, y también es excelente con verduras asadas.

Crédito de fotografía: Elise Bauer

Una de las guarniciones más sabrosas, versátiles y fáciles de preparar es la polenta. Es una base maravillosa para servir ossobucco, costillas cortas o rabo de toro. También es una excelente base para verduras, como champiñones o brócoli asado.

¿Qué es Polenta?

La polenta es un plato tipo papilla popular en el norte de Italia. En Italia, a menudo se elabora con varios ingredientes, como harina de maíz, arroz molido, trigo sarraceno y harina de castaña. Aquí en América del Norte, generalmente se elabora exclusivamente con harina de maíz molida gruesa. ¡Piense en la polenta como una versión italiana de sémola! Pero hecho con maíz amarillo en lugar del maíz blanco de sémola.

Puede preparar y servir polenta tibia y similar a una papilla, o puede dejarla reposar y cortarla en rodajas para asar o freír.

Cómo hacer polenta cremosa

Para esta receta, estamos haciendo una polenta particularmente cremosa, mediante la adición de mantequilla y queso crema. Para hacerlo, primero batimos polenta (harina de maíz gruesa) en agua hirviendo con sal. Luego bajamos el fuego, agregamos un poco de mantequilla y cocinamos la polenta durante unos 25 minutos. Cuando la polenta esté bien cocida, suave y tierna, agregamos un poco de queso crema para servir. Fácil, ¿verdad?

Esta polenta es tan ligera, tan esponjosa y cremosa que casi podría ser un postre.

¡Cambialo!

Esta receta está destinada a ser una guía, no dude en experimentar con ella.

  • Cambia un poco de agua por caldo - Estamos usando toda el agua como líquido en esta receta, puede cambiar fácilmente un poco del agua con caldo de pollo o caldo.
  • Cambiar el queso - El queso crema le da a esta polenta su sabor cremoso. Dicho esto, también puede usar queso de cabra, parmesano, ricotta, mascarpone o mozzarella. Todo resultará en una hermosa y deliciosa polenta.
  • Hierva - Agregue un poco de hierbas verdes secas o recién picadas como perejil, cebollino, salvia, tomillo u orégano.
  • Enfriarlo y asarlo - Preparar la polenta por delante, verterla en un molde para pan para que cuaje y enfriar. Una vez que esté listo, puedes cortarlo y asar las rodajas o tostarlas en la estufa.

¿Qué tipo de harina de maíz debo usar para la polenta?

Busque una harina de maíz amarillo de grano grueso; esto le dará la textura correcta de polenta. La harina de maíz de grano fino tiende a cocinarse hasta convertirse en papilla. Hay muchas marcas que venden harina de maíz específicamente para polenta y así lo dicen en el paquete. Esas son una buena apuesta.

Cómo adelantar y recalentar

Si prepara polenta con anticipación, enfríe, cubra y refrigere. Vuelva a calentar la polenta en la estufa o en el microondas (aproximadamente 5 minutos a temperatura alta), agregando más líquido si es necesario para aflojarla. Revuelva vigorosamente después de recalentar hasta que se esponje. Servir inmediatamente.

AQUÍ HAY MÁS FORMAS DE PROBAR POLENTA:

  • Polenta cremosa con frijoles blancos y brócoli asado
  • Polenta con queso con salchichas a la parrilla y verduras de verano
  • Cazuela de Polenta con Fontina y Salsa de Tomate
  • Cazuela De Polenta Con Salchicha Mozzarella

Actualizado el 24 de septiembre de 2019: Mejoramos esta publicación para que brille. Sin cambios a la receta original.

Polenta cremosa

Si prepara polenta con anticipación, enfríe, cubra y refrigere. Vuelva a calentar en la estufa o en el microondas (aproximadamente 5 minutos a temperatura alta), agregando más líquido si es necesario. Revuelva vigorosamente después de recalentar hasta que se esponje.

Ingredientes

  • 4 tazas de agua
  • 1 1/2 cucharaditas de sal (o 1 cucharadita si usa mantequilla con sal)
  • 1 taza de polenta amarilla o harina de maíz molida gruesa
  • 2 cucharadas de mantequilla sin sal
  • 1/4 taza de queso crema

Método

1 Batir la polenta en agua hirviendo con sal: Caliente agua con sal (1 1/2 cucharaditas de sal por 1 litro de agua) a hervir a fuego alto en una sartén de fondo grueso de 2 o 3 cuartos. Agrega lentamente la polenta al agua hirviendo, batiendo mientras la agregas para evitar que se formen grumos.

2 Cocine a fuego lento y cocine: Baje el fuego a fuego lento y agregue la mantequilla. Continúe batiendo la polenta hasta que comience a espesarse. Luego tapa la sartén y deja cocinar la polenta durante 25 minutos. Revuelva de vez en cuando con una cuchara de madera para que la polenta no se pegue al fondo de la sartén. La polenta debe estar suave y tierna cuando esté lista. Si no, déjelo cocinar un poco más.

3 Agrega el queso crema: Agrega el queso crema y mézclalo con la polenta. Pruebe y agregue más sal si es necesario. (También puede agregar más queso crema si desea que sea aún más cremoso).

¡Hola! Todas las fotos y el contenido están protegidos por derechos de autor. No utilice nuestras fotos sin permiso previo por escrito. ¡Gracias!


Ver el vídeo: Polenta mole com cogumelos à provençal. Rita Lobo. Cozinha Prática (Marzo 2021).